Entrevista de Arteterapia

Alícia Expósito Comino, con mas de 10 años de experiencia en el Arteterapia nos cuenta sobre su experiencia y sus inicios en este campo. Nos habla de su trabajo diario y de momentos que la han marcado en el desarrollo de la profesión.

¿Hoy en día en que ámbito trabajas con el Arteterapia?

Actualmente en consulta privada,  en escuelas de primaria y dando formación en el Diploma de Posgrado en Arteterapia de la Universidad de Girona y en el Máster Integrativo en Arteterapia de la Universidad de Girona. También formación para colectivos específicos: maestros y educadores en institutos, empresas, equipos de trabajo del ámbito de la salud, a profesionales de Bienestar social y familia de la Generalitat de Catalunya.

¿Siempre has trabajado con el mismo colectivo?

No, he trabajo con colectivos diversos:

  • Centro de día de salud mental.
  • Centro de jóvenes con discapacidad psíquica.
  • Residencias y centros de día de gente mayor
  • Área comunitaria con adolescentes
  • Mujeres con dificultades.
  • Escuelas e institutos.
  • Talleres con colectivos específicos, trabajando a partir de una exposición concreta del Museo.

¿Cuándo nace tu interés por el Arteterapia?

Pues hará unos 20 años, cuando justo esta disciplina llega a Catalunya, y participo en un curso introductorio que hizo que creciera mi interés y luego ya realicé la formación completa para poderme dedicar a ello.

¿Antes de hacer el Máster en Arteterapia, a que te dedicabas?

Al tener la licenciatura en coreografía y técnicas de interpretación de la danza del Instituto del Teatro de Barcelona, me dedicaba a dar clases de danza y a realizar algunos espectáculos, pero el Arteterapia fue definitivo para mi. En cuanto me formé, tuve muy claro por dónde iba a continuar mi camino profesional y vital.

¿Hoy después de años de experiencia, tu apreciación del Arteterapia es similar a la que tenías antes de hacer tu formación?

La verdad es que antes de mi formación tenía una vaga idea de que podría ser y hasta que no me formé no pude apreciar, comprender y vivenciar de la profundidad de esta disciplina. Por otro lado después de 17 años de experiencia profesional sigo repensando la práctica y esta disciplina como forma de mantener una disciplina en el trabajo profesional y no olvidemos que trabajamos con las personas y por tanto hay que trabajar con seriedad y rigor. Es una profesión que toca en profundidad a aquello que está más allá de cualquier condición y es ahí donde encontramos a la persona con su singularidad y subjetividad más propia.

Con esta experiencia que tienes. ¿Que es el Arteterapia para ti hoy?

El Arteterapia es una disciplina que propone generar unas condiciones para que la persona pueda desplegar sus capacidades creadoras mediante los lenguajes artísticos en un marco de trabajo sostenido por el arteterapeuta que acogerá todo aquello que surja en la sesión sosteniendo así el proceso de cada persona.

¿Después de cuánto tiempo uno puedo comenzar a ver resultados en el Arteterapia?

No podemos nombrar un tiempo pues se trata del tiempo de la persona y este es particular y propio de cada uno. Por tanto no podemos trabajar con generalizaciones sino que atendemos al proceso propio de la persona.

¿Quién debería escoger el arte como terapia?

Prefiero nombrar Arteterapia. Ésta es una disciplina en sí misma y es distinta a hacer arte como terapia. Así que quien puede escoger hacer Arteterapia, pues toda persona que quiera despertar, explorar sus capacidades creadoras para realizar un recorrido propio en ese transitar, tanto si hay una demanda por alguna dificultad personal como si hay una demanda para crecimiento personal. También toda persona que sienta interés por el Arteterapia o que piense que le puede ayudar.

¿Qué le da el Arteterapia al paciente, que no le den otras terapias?

Le puede ofrecer la posibilidad de descubrirse, de sorprenderse de sus propias capacidades, del propio hacer y dentro de un proceso le puede ayudar a restablecer cuestiones personales. Un hacer que trata de despertar las propias capacidades de creación, que están en todas las personas, y sentir que está en un proyecto propio de construcción de sí mismo a partir del diálogo que la persona establece con la producciones que va realizando durante las sesiones y de la relación que se va estableciendo con la arteterapeuta.

Arteterapia¿Tienes alguna experiencia que nos puedas contar, y que te haya sorprendido el resultado del Arteterapia en ese paciente?

Un niño de 7 años que los padres lo traen porque se comporta como un niño de 3 años en algunos aspectos. No quiere hacer ninguna actividad fuera de la escuela, cuando se hace un rasguño llora como si tuviera 2 añitos. Por otro lado, no puede hablar de nada de cómo se siente, queda tomado por la emoción sin poder nombrar algo. Después de 6 meses de sesiones en Arteterapia todo esto ha cambiado, no llora del modo que lo hacía cuando se hace un rasguño, puede nombrar algo de cuando se siente mal por ejemplo triste. Y este cambio viene dado por el trabajo hecho en que primero tenía mucha dificultad en asistir a las sesiones, los tres primeros días le fueron muy difícil y los padres pudieron sostener esa dificultad como para mantener el trabajo, en sesión se escondía en  un rincón de la sala, y después de 45’ podía salir de ese rincón a través del juego que yo le proponía. Después empezó a explorar materiales, y a inventar personajes, creó una familia en la que había: padre, madre, hijo y perro. El niño en cuestión tiene un hermano mayor y otro menor. Así que parece que hizo la familia donde él se sentía EL hijo de sus padres. Empezó a abrirse a su imaginación y a crear, y a sorprenderse de lo que creaba.

Lee la entrevista a la Arteterapeuta Clara Aulina Ros aquí.